domingo, 4 de mayo de 2014

El Racionalismo de René Descartes



Racionalismo significa Filosofía de la razón, es decir que se trabaja preferentemente con la razón o con la inteligencia.  Los racionalistas se sirven de los sentidos y suponen que las percepciones pueden interpretarse, analizarse y juzgarse.
Esta corriente filosófica sostiene  que nuestros conocimientos verdaderos acerca de la realidad, no proceden de los sentidos, sino de la razón o del propio entendimiento.
El máximo representante del racionalismo fue el francés René Descartes.


 Para Descartes, es necesario partir de una verdad absolutamente clara y evidente, para con ello asegurar  la certeza de todo nuestro conocimiento. Para eso creó un método basado en el rigor matemático y se compone de cuatro reglas:

1.- Evidencia: No admitir cosa alguna como verdadera, sin haber conocido con evidencia que así era.
2.- Análisis: a cada dificultad hay que dividirla en tantas partes como sea posible y necesario para resolverla mejor.
3.- Síntesis: Hay que empezar por los objetos más sencillos y más fáciles de conocer,  para subir gradualmente hasta un conocimiento más complejo.
3.- Comprobación o regla de las numeraciones: hay que hacer numeraciones tan completas y revisiones tan generales como para estar seguro que no omitimos nada.

LA DUDA METÓDICA

DUDAR para él es una exigencia, un recurso indispensable para alcanzar la CERTEZA. La duda metódica es un medio para alcanzar la verdad, es un método que nos permitirá alcanzar finalmente  la certeza. Con este método se busca un punto de partida indudable y para hallarlo necesitamos eliminar todas aquellas ideas o creencias que en un principio pueden ser objeto de duda.

     El primer paso de la Filosofía cartesiana es despojarse de todos los prejuicios adquiridos a lo largo de la vida o lo que creemos conocer, ya que en ocasiones contamos con opiniones distintas y hasta opuestas de filósofos, maestros o en libros. Esto nos llena de incertidumbre, además tenemos otros motivos internos: las falacias de los sentidos, la imposibilidad de distinguir entre la vigilia y el sueño, y la capacidad de la inteligencia.·   Los sentidos frecuentemente nos engañan, en consecuencia no podemos confiar en el testimonio de nuestros sentidos.

·         Es posible creer en sucesos inexistentes, en ocasiones en nuestros sueños vivimos situaciones irreales, pero tan semejantes a las verídicas, sin advertir ninguna diferencia ¿Cómo sabemos que ahora no estamos soñando y tenemos un sueño por realidad?
·         Hay verdades como las matemáticas de las cuales nuestra mente tiene plena seguridad, pero también es necesario dudar de ellas, por eso introduce la hipótesis del genio maligno, con el que supone la idea de un espíritu del mal que pone todo su empeño en inducirnos al error, entonces nos hará creer un certeza inexistente.

Descartes se hunde en la duda total, hasta que por medio de esa duda, descubre la imposibilidad de dudar sobre la existencia de la duda misma y por ende del SUJETO QUE PIENSA Y DUDA.

El argumento de Descartes es el siguiente:

  • v  Puedo dudar de todo, menos de que dudo
  • v  Dudar es un modo de pensar; entonces, si dudo, pienso
  • v  Por lo tanto, si pienso, luego existo.
Pienso, luego existo es la verdad buscada por Descartes como base de su Filosofía, pues constituye aquella verdad de la que no es posible dudar.

ESTRUCTURA DE LA RAZÓN

La razón conoce sus objetos, las ideas, por dos procedimientos: las ideas simples, es decir por intuición y las complejas, por deducción.

La intuición es la concepción de un espíritu puro y atento tan fácil que no nos queda duda de lo que entendemos, ciertas ideas fundamentales, extensión, movimiento, la figura, la existencia, el pensamiento, etc.

La deducción es la comprensión de una verdad como consecuencia de otra verdad de la que estamos seguros, es decir por la comparación de dos o más  objetos entre sí. O desconocido lo llegamos a conocer en comparación a lo ya conocido. 

Estos dos modos de conocimiento exigen de la razón dos operaciones: el análisis y la síntesis. El análisis para buscar las naturalezas simples y la síntesis para reunir en un todo lo que antes había separado en el análisis.

Para Descartes una idea es la representación mental de un objeto y pueden ser por adventicia, ficticias e innatas.
La idea adventicia es aquellas que se origina en los sentidos, como resultado de una percepción, por ejemplo, la imagen de una casa, de una persona, aunque también un sonido (de una ambulancia) o un sabor.

La idea Facticia es la idea que resulta de la imaginación que mezcla y combina las ideas adventicias. Son las ideas de la imaginación, por ejemplo las ideas de un gigante o de un unicornio.

La idea innata, está en la razón, innato quiere decir que se nace con ello, para Descartes existen ciertas ideas, que no pueden originarse en la experiencia sensible, que sólo concibe la razón con autonomía de los sentidos, los sentidos engañan y no pueden constituirse en cimiento seguro del conocimiento de las verdades universales y eternas que es capaz de alcanzar la razón humana, como la idea de Dios.


TRABAJO:



1.- Ejemplifica en una presentación de Power Point el Método Cartesiano

2.- En el siguiente esquema explica la estructura de la razón según René Descartes:




3.- Esquematiza el postulado de René Descartes sobre las Ideas:


 4.-  Después de ver el video explica en  las tres certezas de René Descartes


5.- Al terminar el tema de los postulados de René Descartes, completa el siguiente esquema con el contenido de su Filosofía.


No hay comentarios:

Publicar un comentario